Share this...
Facebook
Twitter

Hasta el diciembre del 2021, cuando la guerra ruso-ucraniana ya estaba siguiendo en Donbás pero el ataque a gran escala de la Federación Rusa a Ucrania todavía no se ha empezado, 57 miles de mujeres (o casi 22% de todo el personal) sirvieron en las Fuerzas Armadas de Ucrania. Cerca de 32 miles de ellas (más que 12% del personal) fueron exactamente militares. Hasta el 2020 había 13 miles de mujeres combatientes en Ucrania. Ahora entre ellas hay operadoras de tanques y drones, artilleras, comandantas de companías y pelotones etc.

Mujeres sirven también en la Guardia Nacional de Ucrania (5.5 miles o 9% en el año pasado, más que 360 de ellas en las altas posiciones) y la Policía Nacional (cerca de 22% del personal). 11 miles de mujeres (o 20% del personal) trabajan en el Servicio Estatal de Urgencias. Al principio del 2022 mujeres constituyeron 8% de la Defensa Territorial, a que civiles de todos los profesiones han comenzado de reponer en últimos meses antes de la guerra.

Estas estructuras ahora todas defenden a Ucrania.

La brigada mecanizada separada 93 Kholodnyi Yar. Oksana ayuda a sus colegas de otros departamentos de la brigada a organizar la evacuación de los heridos al hospital más cercano.

A esta altura no hay información oficial sobre el número preciso de ucranianas armadas en la defensa de su país, pero su porcentaje es indiscutiblemente significativo.

Además, muchas escritoras, artistas, músicas, hoteleras, peluqueras, maestras, trabajadoras de los museos y otras mujeres de diferentes profeciones y edades, incluso las jubiladas, hacen todo lo posible para adelantar la victoria sobre Rusia terorista. Mujeres tejen redes de camuflaje, ayudan a los refugiados, preparan comida para defensores y defensoras, reparten alimento y medicamentos del extranjero, preparen cócteles mólotov para la defensa contra el enemigo, traducen las noticias ucranianos para los medios de fuera etc.

Foto: Mykhail Palinchak. Kyiv. 28.02

Share this...
Facebook
Twitter

Foto: Mykhail Palinchak. Kyiv. 28.02

Share this...
Facebook
Twitter

Fotо: Mstyslav Chernov

Share this...
Facebook
Twitter

Factos:

· Ucraniana fue la primera mujer oficial de ejército en Europa. Se llamaba Olena Stepániv (1892-1963). Luchaba en la Primera Guerra Mundial, comandaba el destacamento femenino del Legion de los Fusileros de Sich Ucranianos y se destacó en las batallas del monte Mákivka (1915).

· Desde el 2008 cuando todavía no había la guerra, y hasta el 2018 cuando la guerra ruso-ucraniana ya estaba siguiendo, el número de mujeres soldadas en las Fuerzas Armadas de Ucrania ha aumentado un 15%.

En el 2015 se fundó el proyecto llamado “El batallón invisible”. El propósito de eso fue el de documentar e investigar la participacón femenina en la guerra ucraniana contra Rusia y además de erradicar todas las formas de discriminación en las Fuerzas Armadas de Ucrania. Los resultados de la campaña están así: el listado de los empleos de combate para mujeres que los realmente habían ocupado durante la guerra fue ampliado; en el 2018 la ley de Ucrania “Sobre el aseguramiento de los derechos y oportuninades iguales para mujeres y hombres en tiempo del servicio militar en las Fuerzas Armadas de Ucrania y otras formaciones militares” entró en vigor.

Foto: Mykolay Timchenko. Kyiv 06.03.

Share this...
Facebook
Twitter

Foto: Mykolay Timchenko. Kyiv 06.03.

Share this...
Facebook
Twitter

· En el 2018 se publicó el libro llamado “Muchachas cortan las trenzas”. Eso contiene 25 historias de mujeres defensoras de Ucrania y está disponible en la traducción inglés). Autora: Eugenia Podobna.

· Desde el 2019 el Movimiento Veterano Femenino había operado en Ucrania. En los 2020-2021 lanzó entre todo el videoproyecto llamado “Las mujeres que fallecieron por Ucrania”. La serie consta de 8 películas documentales sobre las mujeres fallecidas en Donbás luchando en la guerra contra Rusia.

· Cada año el 14 de octubre Ucrania celebra el Día del defensor de Ucrania. En el 2021 eso fue renombrado como el Día de los defensores y las defensoras de Ucrania. Hoy el Presidente de Ucrania usa ambas formas, la masculina y la femenina, dirigiendose a todos que defenden a la nación: “Estimados defensores y defensoras”.

Svitlana Jromaliuk

enfermera

— Uní las Fuerzas Armadas porque soy necesaria aquí. Hay muchos soldados jóvenes en la unidad, requieron cuidado médico profecional. ¡Cómo me miran! Durante este tiempo (desde el 24 de febrero) nos volvimos una familia. Hemos ya sobrevivido frío, hambre y todas las dificultades juntos. Los muchachos endurecen ante mis ojos. En cuanto por primera vez nos encontramos en el sitio más o menos seguro, me preguntaron: “¿No nos va a dejar usted?” Me quedé sin palabras…

Yuliia Yevstrátova

psicóloga oficial en las Fuerzas Armadas de Ucrania, tenienta

— Soy de la parte sureña de Ucrania, tengo muchos parientes en Crimea. Por consiguiente en 2014, cuando Rusia lo ocupó, no tuvo otra alternativa más que unir las Fuerzas Armadas para defender a mi nación. Ahora estoy en la retaguardia y empiezo mi cada mañana desde el 24 de febrero escribiendo los “¿cómo estás?” y “te quiero” a mis amigos combatientes en los puntos calientes.

Yuliia, de indicativo “Vega”

soldada

— El primer día de la ley marcial me marchó a la oficina militar. Ahora estoy movilizada a las Tropas de Asalto Aerotransportadas-80 de las Fuerzas Armadas de Ucrania. Es la prórroga lógica de mi servicio a la guerra en los 2014-2016. Por ejemplo de la mayoría de otros soldados voluntarios, estaba dispuesta a ser reclutada de nuevo tan pronto como necesario. Pues ya estoy otra vez con mi RPG-7 favorito. Desde el comienzo de la ley marcial me encontré con más parientes, amigos y conocidos en el ejército que en todos los años después de mi desmovilización en el 2016.

Foto: Tais Yastremska

Bogdana Romantsova

editora, voluntaria de La Cruz Roja desde el comienzo de la guerra

— Yo ponía a una abuela en al autobús. Ella lloraba porque una puta nada se ha dejado de su casa. Ponía también a una madre jóven con su hijito de 5 meses en una mano y la pequeña maleta en la otra. Y a una madre con su hijo adolescente. Llevaban por turnos su gato en el transportín y estaban muy preocupados: ¿y si la guardia fronterizo no le dejaría pasar? ¿Cómo estará el gato en la frontera? Vimos a un padre futuro con su mujer embarazada y honestamente le dijimos que ningún hombre de su edad no tendrá permiso para ir al extranjero. Él estaba perplejo y solamente repetía: mi esposa pronto dará a luz, muy pronto, ¿cómo vivirá sola allí, en la tierra extraña?.. Vi tantas lágrimas y tantas esperanzas en estos días como no los había visto en todos 30 años de mi vida.

Eugenia Nesteróvich

agente de cultura, voluntaria desde el comienzo de la guerra. 28 de febrero, 2022

— Hoy en la estación de ferrocaril distibuimos cerca de 12 litros de borsch en 7 minutos. Niños y sus madres estaban felizes, y nosotros podríamos dar dos veces más pero su tren ya fue anonciado. Nuestra gente es muy digna. Dicen “que Dios os bendiga”, bromean, pisan y brincan para calentarlos. Dejan sus mantas a otros cuando ya pronto van a viajar. Gracias a todos por su resiliencia. Estar codo a codo con ustedes es un honor más grande.

Foto: Olga Zakrevska

Galyna Týtysh

jefe de la ONG “Smart educación”, voluntaria

— Niños ahora están privados de los posibilidades de estudiar y no se sienten seguros para hacerlo bien. Sus padres están estresados y tampoco se pueden concentrar en sus hijos. Pues decidimos colocar reuniones de apoyo para ellos. Maestros y maestras de diferentes especialidades se comunicaron con los niños, les cuentan algo fascinante e interesante. El número de los participantes varía de una reunión para otra (desde los 100-200 niños hasta 300 o 500). Nuevos maestros e iniciativas nos unen a diario. La próxima semana les contarán a alumnos de ONU y SWIFT. No es realmente el material de estudio escolar, pero esto es importante hoy. Colocamos también el centro offline de terapia artística. Ya encontramos una escuela con el refugio antiaéreo y mañana empezarémos los reuniones con dos primeros grupos de niños.

Foto: Katya Akvarelna

Dra. Oksana Kis

investigadora de la historia femenina, voluntaria

— Dos últimos días yo arreglaba el auxilio humanitario transportado por un camión de Polonia. De pronto me dió cuenta que todos esos paquetes fueron recolectados por MUJERES. Varios tipos de comida de bebé, junto con nuevas botellas, chupetes y otras pequeñezes infantiles, pañales y toallitas húmedas, vestido y juguetes… Líquidos lavavajillas y esponjas… ¿Qué hombre podría inventar algo como esto?

Pero los paquetes con vasta mayoría de productos higiénicos femeninos me impresaron lo más posible. Toallas sanitarias y tampones de todos los tamaños… Mujeres únicamente podrián pensar en sus hermanas que desesperadamente necesitarían estas cosas. Parece improbable que las refugiadas, con sus hijos y maletas de emergencia en las manos, se aprovisionarían de toallas… Y menstruar sin ellas en algunos alberques transitorios sería insoportable. Soy una feminista activa de 25 años de experiencia, pero ahora estoy tan sinceramente agradecida, tan plena de amor y fe en sororidad como no había estado en toda mi vida. Esto es la precisa ética femenina de cuidado: mujeres cuidan de todos – guerreros, heridos, viejos, enfermos, niños y animales – pero hombres también cuidan de todos esos. Y nadie más que mujeres cuidan de otras mujeres.

El material ha sido preparado por

Autor del proyecto:

Bogdán Logvynenko

Autora:

Anastasía Levkova

Administradora de contenido:

Yana Rusyna

Traducción:

Anna Vovchenko